Aprender a disfrutar de la Carretera

Publicado por | 23 enero, 2015 | En Carretera, Necesito Trabajo

Aprender a disfrutar de la Carretera

Seguramente hayas escuchado a muchas personas que dicen que les gusta conducir y ciertamente, existe gente para la cual la carretera funciona como una vía de escape o como algo que sencillamente disfruta sin tener necesidad de un motivo pero, ¿qué ocurre cuando alguien trabaja en la carretera?

Existen muchos trabajos que se desarrollan en la carretera y, el oficio de conductor que es el que nosotros venimos tratando en este espacio es uno de ellos por tanto, debemos pensar en ésta desde la perspectiva de quien no tiene más remedio que conducir.

Disfrutar de la carretera aun cuando implica que estás conectado a ella por el trabajo, es posible. Simplemente tenemos que buscar los puntos acertados que nos harán feliz en la misma.

¿Cómo puedo disfrutar de la carretera?

A esta pregunta que nos hemos planteado en el artículo tenemos que responder desde el punto de vista, como hemos dicho, de alguien que está trabajando de conductor y no tiene otra alternativa que el hacerse con la carretera.

En primer lugar, es muy lógico pensar que toda la persona que se mete en un trabajo que requiere de la conducción es porque le gusta conducir. En cambio, este punto es muy relativo porque pueden haber puestos en los que a la persona en cuestión le guste el trabajo pero no tener que conducir para ello.

Un ejemplo podría ser el de un repartidor pues, a lo mejor la persona es una entusiasta de aquello que reparte o es su propio negocio con reparto a domicilio (fruterías, panaderías, pastelerías, etc) Aunque este reparto es casi siempre, circunstancial.

En el caso por ejemplo de los camioneros que son personas que se pasan horas, días e incluso semanas al volante, la jornada se hace mucho más pesada y la idea de disfrutar en la carretera algo mucho más utópico.

Sin embargo, recorrer kilómetros puede darnos muchas cosas buenas como por ejemplo, conocer sitios nuevos. Las personas que conducen durante horas casi siempre tienen recorridos muy diferentes y esto es claramente positivo para quienes están al volante. Conocer siempre nos da la posibilidad de enseñar a los demás y sobre todo, de escapar de la rutina y con un trabajo de conductor, ganas muchos conocimientos al menos, en lo que se refiere a las distintas rutas para llegar a los sitios.

Desconectar

Las largas horas en la carretera también pueden darnos el placer de estar solo. Si eres una persona a la que le gusta desconectar por lo general y no se siente bien con el contacto continuado con otras personas, un trabajo en la carretera puede presentarse como una auténtica salvación para sí mismo.

El trabajo en la carretera también nos da la oportunidad de organizarnos nosotros mismos. En el caso de que tengas un oficio dónde tengas que llegar a una hora determinada, en función de lo bien que puedas tú gestionar tu tiempo, estaráss rato o menos allí donde no te guste.

La Música

La música es una buena terapia casi para cualquier cosa y aquellos que trabajan muchas horas en la carretera pueden hacer de ésta, su forma de pasar el tiempo. Las colecciones musicales de hace tiempo o aquellas listas hechas “para la carretera” son perfectas para llevarlas en tu guantera y disfrutarlas una y otra vez. Mismamente, en este caso, la radio es una alternativa, ya que cuenta con multitud de programas de los que puedes sacar algo positivo.

En definitiva, no es fácil aprender a disfrutar de nuestro trabajo, y hay múltiples formas para abordar el “cómo” disfrutar de la carretera, el quid de la cuestión es justamente  encontrar la tuya y explotarla al máximo. Es posible que incluso haya aspectos de ti que descubrir y desconocías… y la soledad de los kilómetros sea un buen lugar para explorarlas.

Deja un comentario

Debes estar Registrado para poder publicar un comentario.